Recomendaciones para minimizar el impacto psicológico del adulto mayor en cuarentena

Recomendaciones para minimizar el impacto psicológico del adulto mayor en cuarentena

El adulto mayor y la cuarentena

Las personas mayores de 65 años, incluidas dentro del grupo etario denominado “Tercera Edad», han debido sobrellevar la cuarentena, escuchando los frecuentes mensajes que por múltiples vías reciben y que les recuerda, ya sea con fines preventivos o como amenaza, que conforman el grupo más vulnerable de contagio, por eso hoy hablaremos específicamente de este tema: El adulto mayor y cómo minimizar el impacto psicológico de la cuarentena

No es fácil para el adulto mayor, y en especial durante la cuarentena, el estar siendo señalados, mirados e incluso discriminados, incrementado sus miedos, mayor aislamiento, pensamientos catastróficos, entre otras consecuencias.

Caracterización del «adulto mayor»

Los términos “adulto mayor” o «tercera edad», están dirigidos a personas que no necesariamente comparten las mismas características, al contrario, cada vez es más difícil homogeneizarlos.

Y, es precisamente porque, a medida que se ha incrementado la expectativa de vida y se ha definido con mayor claridad el ciclo de vida en etapas que van más allá de la adultez, se ha diferenciado una secuencia de fases cuya referencia es la edad cronológica, además de cambios físicos y psicosociales.

Cada vez que hablemos de la tercera edad, debemos considerar las diferencias, como por ejemplo:

  • Tercera edad: En torno a los 65 años, son los años que preceden y siguen la jubilación.
  • Ancianidad: 70-75 años. Cambios de roles y responsabilidades. Se presentan limitaciones físicas.
  • Última senectud 80 años: Muchas alteraciones generales.

¿Cómo afrontar el malestar psicológico en el adulto mayor durante la cuarentena?


Debemos destacar que el adulto mayor, así como todos nosotros estamos enfrentando una crisis vital, pues el coronavirus constituye un acontecimiento real, presente, que nos obliga a que nuestra vida cambie de repente.

Esta vivencia implica un conflicto y nos exhorta a tomar decisiones, que no siempre son fáciles, ni nos sentimos capaces de tomar. Es un evento inesperado e imprevisto como puede ser el fallecimiento prematuro de un ser querido, la pérdida de empleo, la aparición de una enfermedad incurable, entre otros. Todos ellos son crisis que requieren un proceso de duelo.

Los elementos psicológicos que hay que elaborar son: las pérdidas anteriores y aun las de la vida. Una vez resuelto este dilema, se recupera la energía psíquica para insertarse en la vida.

Es aquí cuando aparece una función psicológica que va a servir para aceptar y adaptarse a estos cambios. Esta función es la reminiscencia.

¿Qué significado tiene la reminiscencia?

  • La función de la reminiscencia no debe considerarse negativa, más bien es un ejemplo de salud mental, ya que va a permitirle al anciano reconstruir su pasado, lo que le va a fortalecer la identidad y la autoestima.
  • La reminiscencia también tiene una función de comunicación con los que lo escuchan para mostrar su valía, la estima que era objeto en su trabajo y con sus amigos. Y también la posibilidad de comunicar sus experiencias vividas.

La función de la reminiscencia es esencial para sortear esta pandemia en el adulto mayor durante la cuarentena.

  • Permita que le cuente una y otra vez, episodios de su pasado, sin interrumpirlo, ni cortarlo con un “eso ya me lo has contado sopotocientas veces”.
  • Puede orientarlo también hacia otro tema que tenga que ver con su vida.

Es inevitable que todos pensemos y hablemos del mismo tema. El coronavirus está provocando gran preocupación y malestar emocional en la población por la incertidumbre que genera el rápido contagio de este virus, que provoca la enfermedad conocida COVID-19 y que ya se considera una pandemia.

La ola de información genera ansiedad y se sabe que la ansiedad afecta directamente a la memoria.

  • Evitemos estar diciendo que el foco más grave de la enfermedad son los viejos, ya que es esperable que las personas reaccionen con pánico.

El miedo es una emoción desagradable, pero muy saludable, necesaria y adaptativa. Sin embargo, el miedo intenso y extremo lleva a un bloqueo emocional que lo que hace, en muchas ocasiones, es paralizarnos. La consecuencia es que nos anula la capacidad de reaccionar o de buscar soluciones o alternativas que nos ayuden a estar mejor.

Un significativo porcentaje de personas de la tercera edad, está familiarizado con la tecnología y las redes sociales y muchas de las informaciones a las que acceden no están bien contrastadas ni proceden de fuentes serias, por lo que:

  • Es importante mantener el buen estado de ánimo, la calma y la tranquilidad
  • Consultar solo información contrastada sobre el coronavirus.
  • Las personas mayores deben restringir al máximo los contactos, de forma que sus cuidadores no se conviertan en vectores de transmisión del virus.

Para compensar este aislamiento, es importante:

  • Llamarlos por teléfono
  • Escribirles cartas
  • Hacerles notas
  • Elaborarles dibujos
  • Utilizar la tecnología para permanecer en contacto
  • Transmitirles tranquilidad explicándoles que cumplir con las recomendaciones médicas y restringir los contactos, es la mejor forma de evitar contagiarse.
  • Hacerles las compras y ayudarlos en lo que necesiten les evitará tener que salir de sus hogares.

Los cuidadores y/o familiares deben evitar la manifestación de conductas de rechazo, estigma y/o discriminación hacia los viejos, así como reflejar miedo al mantener el contacto. El miedo hacia ellos puede hacer que nos comportemos de forma impulsiva, rechazando o evitando a este grupo etario.

El miedo asociado a la enfermedad y a la muerte está presente en todos nosotros. Lo que se incrementa es la posibilidad de que afecte más al grupo de adultos mayores, por varias razones, entre ellas la constante exposición a noticias catastróficas en los medios, el aislamiento y el saber que son grupos de riesgo, exacerbando esa emoción en esas personas.

Con relación al miedo, es importante destacar que nuestros viejos ya se han enfrentado a varios duelos, inclusive a situaciones complejas como conflictos socio-políticos y desastres naturales: el restablecimiento de la democracia en el 58, el Porteñazo, el Caracazo, el deslave de Vargas, entre otros; por lo que sus miedos no se relacionan tanto con ellos mismos sino con el contagio y/o la muerte de sus hijos, nietos y demás familiares, mientras que los adultos temen más a su muerte o al contagio.

Otras recomendaciones importantes

  • Ejercitar la memoria por medio de crucigramas, sopa de letras, lectura de libros, pero también con ejercicio físico. La actividad física es central para la mente, porque tiene efectos sobre la cognición y las emociones. Eso se da para todos, pero en viejos mucho más.
  • Prender el reloj biológico. Hay que abrir las ventanas cuando hay luz. Conectarse con la luz del día. Hacer cosas de día y dormir de noche.

Y por último…

Si los hijos son los cuidadores del anciano, no se conviertan en padre o madre de él, cuídenlo, protéjanlo, pero permítanle que siga ejerciendo el rol de madre y/o padre.

Lic. Carmen Liliana Cubillos S. – Psicóloga, Docente de la escuela de Psicología, de la Universidad Central de Venezuela

Para más información de psicochamos, puedes escribir a psicochamos@gmail.com



En youtube he creado contenido para ti

#EnConexión ¿Cómo mantener una relación de PAREJA SANA en #CUARENTENA? Especial CORONAVIRUS

Gestión emocional en casa durante la cuarentena ENTREVISTA RADIAL PARA LA MEGA

#EnConexión GESTIÓN EMOCIONAL EN NIÑOS CON AUTISMO en tiempos de #CUARENTENA

¿Qué pasa en el mundo? Un cuento de Meollo Criollo para tiempos de Coronavirus y cuarentena

Otros artículos que pueden interesarte

Claves psicológicas para el personal de salud -Especial Coronavirus / Covid-19

«¡Mamá, Papá! Me da miedo el Coronavirus» – ¿Cómo hablar con los niños sobre el Covid-19?

5 series de Netflix que te recomiendo ver en tiempos de Coronavirus o Covid19

Clases a distancia en tiempos de cuarentena: Recomendaciones para padres

«Mis hijos le ponen tapabocas a los juguetes» – El juego de los niños en tiempos de Coronavirus

Cuidados para el Adulto Mayor en Cuarentena

Tips para mejorar los problemas del sueño durante la cuarentena en casa

Comentarios