13 reasons why segunda temporada: Análisis para aprovecharla desde casa

13 reasons why segunda temporada: Análisis para aprovecharla desde casa

El mes de mayo nos trajo la segunda temporada de 13 reasons why. Rápidamente comencé a verla para consumo personal pero también para a través de ella generar contenido que aporte.

13 reasons why es una serie que desde el inicio nos habló de un tema que creemos no es parte del mundo adolescente, siendo este el SUICIDIO y muchos temas incómodos que definitivamente hay que hablar. En su primera entrega de la cual hablaré en otro artículo, los capítulos se centran en cómo los distintos personajes comienzan a darse cuenta de cómo sus acciones tienen consecuencias y como estas a razón de “el efecto mariposa” según Hanna contribuyeron a la toma de su decisión

En esta segunda temporada observamos con más énfasis la vida post Hanna, no solo para los implicados en las cintas, sino para todos aquellos integrantes de colegio donde ella estudiaba y la comunidad.

Es interesante, porque en esta serie dejan entrever un tema que yo toco en diversas oportunidades y es la interrelación y el trabajo en equipo que COMUNIDAD, FAMILIA y ESCUELA debemos tener en pro de un adecuado desarrollo tanto físico como emocional en nuestros niños, niñas y adolescentes.

En la segunda temporada se ve aún más claramente como escuela y familia se enfrentan buscando un culpable, pero, el sin sabor llega cuando nos damos cuenta que todos hemos fallado, desde el orientador  que siguió un protocolo poco adaptado a las verdaderas necesidades de la población, hasta unos padres que solo veían una parte, quizás la que ellos querían ver de su hija y de su propia relación, pasando además por compañeros, padres de compañeros que priorizan el trabajo sobre las relaciones familiares y los otros profesionales que formamos parte de la comunidad que poco aparecemos como actores en la serie.

En esta temporada se caen los velos idealistas, vemos una Hanna más real, con sombras y luces, quien en una antigua escuela fue acosadora y en esta otra víctima. Nos muestran dos caras de una misma moneda. Además se nos habla del inicio sexual, de algunas relaciones aparentemente adolescentes, entre otras cosas.

Los padres más humanos, con dificultades de pareja, separados posterior a este evento, pero, y un gran pero y algo importante que nos muestra esta serie, es que poco a poco se dan cuenta que no todo es color de rosa y que no todo es tan de repente como lo imaginamos, sino, que en general se van presentando señales que en algún momento, decidimos no ver. Esto es un punto importante para tomar en cuenta y es que el que todo esté “normal” no tiene por qué ser una garantía para no hablar de lo que hay que hablar, en otras palabras para no conversar sobre el elefante rosa dentro del cuarto como coloquialmente se le dice

A continuación procederé a resaltar algunos puntos que me parecen interesantes y provechosos para todos los que me leen y al final, les dejaré algunas preguntas que me hicieron vía mensajes directos por Instagram que creo importante responder

Puntos para “sacarle el jugo” a esta segunda temporada (No son exhaustivos, son solo puntos para analizar y tomar en cuenta:

 

Abuso sexual

Sin ánimos de hacer spoiler, este es un punto que se aborda en la primera temporada y que en esta además abarca uno de los mitos que tanto se difunden, y es que los hombres también pueden ser víctimas de abuso sexual.

En esta temporada podemos ver las consecuencias del abuso sexual a corto y mediano plazo y la importancia de canalizar estas experiencias y de canalizar la ayuda respectiva. Un aspecto fundamental es la prevención, el cuidado del cuerpo y además el entender qué es realmente el brindar un consentimiento.

Importancia de los amigos

Muchos padres estarán de acuerdo conmigo en que parte de la vivencia en la adolescencia es que ya no son la primera elección de sus hijos, sino que los amigos se tornan importantes, la visión de los compañeros, del grupo, de lo que opinan los demás tiene mayor valor.

Reconocer este punto entre los adultos puede ser una gran herramienta. Acercarse a los amigos, conocerlos,  puede ser la oportunidad de conectar más con tu hijo/hija adolescente. Las críticas en este punto pueden volverse un sin sentido.

 

Duelo (padres/ compañeros)

Esta segunda temporada se centra más en la vida de todos los actores involucrados en la serie post el suicidio de Hanna. Allí podemos ir viendo como cada uno, desde sus propias vivencias, interpretaciones y vivencias va “elaborando” su duelo (proceso emocional en el cual nos adaptamos al cambio, en este caso a la muerte de Hanna)

Acá tenemos dos vertientes, el duelo de los padres, los compañeros más cercanos y otros.

  • Unos transforman el dolor en una especie de sentido para vengarse y hacer justicia
  • Otros niegan la culpa tratando de proyectarla en los demás (caso escuela vs padres de Hanna)
  • Algunos idealizaron la figura de Hanna para luego chocar con la realidad
  • Otros no soportaron la culpa y se separaron
  • Otros permanecían en silencio para luego tener voz a través del apoyo de los amigos

Como factor importante: La comunicación, la búsqueda de ayuda y atención especializada de ser necesaria. No asumir que como dicen “todo está bien” y por ende todo debe quedarse como está.

Sentido de justicia

Uno de los aspectos que me llamaron más la atención era como en la serie nos hacían sentir que no había justicia.  Los que hacían cosas fuera de la ley “se salían con la suya” y no había  quien respondiera y protegiera a los adolescentes.

Esto creo es un llamado a la reflexión. Como parte de esa triada protectora (familia, escuela, comunidad) ¿Qué hacemos con las leyes? ¿Qué hacemos para proteger? ¿Existen normas claras con sus respectivas consecuencias? ¿Existe conexión entre los distintos garantes de los derechos y deberes?  ¿Se hace cumplir la ley? Esto da pie al siguiente punto

 

¿Qué se refuerza en las escuelas y en los hogares?

Vemos como el ser exitoso en los deportes parece hacerte inmune a la ley, te hace tener poder y un status a tal punto que algunos profesores para garantizar ganar un trofeo son capaces de eludir a la ley.

Esto me hace preguntarme y además recordar un aspecto que todo en mi libro “Al Colegio Vamos Todos” ¿Qué se refuerza en las escuelas? ¿El éxito social? ¿El éxito académico? ¿El éxito en los deportes? , pero ¿Dónde dejamos los valores? ¿De qué manera dejamos ver a lo largo del desarrollo de nuestros hijos que la honestidad, la amistad, la solidaridad son valores importantes? Por lo general vemos en las escuelas, colegios, etc cuadros de honor ligados a los méritos académicos, pero son muy pocos aquellos que reconocen estos valores que al fina del día, dejan un gran aprendizaje para la vida y que apuntan a una mejor convivencia. Mi llamado a partir de esta este artículo y este punto es que no dejes de lado estos aspectos  en casa y en la escuela.

 

Estilos de afrontamiento

Para el presente escrito, utilizaré la clasificación brindada por Cantero y Alonso (2017) en su investigación llamada “Estrategias de afrontamiento y resiliencia en familias con hijos con problemas de conducta”. En este estudio hablan de las siguientes:

  • Afrontamiento negativo de las emociones: autoculpa, impulsividad, rumiación, aislamiento
  • Afrontamiento positivo de las emociones: relajación, esperar, pensamiento alegre, evitar pensar
  • Afrontamiento centrado en el problema: pensamiento positivo, reintentar, solucionar el problema y buscar ayuda

Si viste la serie, podrás rápidamente hacer un paneo e identificar a los personajes junto a las diferentes estrategias de afrontamiento. En general, vemos que los personajes tienden a tener un afrontamiento negativo de las emociones, que en algunos casos se puede hasta relacionar con conductas de riesgo, de agresividad. Son pocas las ocasiones que vemos a los distintos personajes el buscar ayuda profesional. Solo Tyler, el personaje que al final toma más importancia, acudió (y debió hacerlo mucho antes) y quizás eso, más el apoyo y unión de sus amigos hizo la diferencia

Vemos otros personajes que se refugian en las drogas a pesar de haber experimentado en carne propia el haber nacido en una familia donde las drogas estaban a la orden de día. Para nosotros, externamente es fácil ver y el querer que no se repitan estos patrones, pero cuando existen y una persona crece en esto, a veces es la única vida posible. Por eso apoyar desde la infancia es tan importante.

¿Qué busco con esto? Que investigues, que analices y quizás veas en qué te enfocas tú y de qué manera quizás en tu familia se promueve el buscar ayuda para los problemas, la relajación, la espera, la tolerancia, entre otras cosas.

 

Sentido de grupo/Fuerza con el grupo

Una de las pocas esperanzas que da, es el sentido de grupo que hacia el final de esta temporada se va gestando y llega a su climax en el último capítulo. El como la tragedia puede convertirse en una oportunidad de reflexión y de unión, siendo además como ya lo vimos uno de los factores importantes en la adolescencia: EL GRUPO

 Comunicación en el hogar

Familias desarticuladas, poco conectadas. Esto es lo que vemos en general. Fachadas de bienestar que en esta segunda temporada comienza a resquebrajarse y salen a la luz las sombras. Luz y sombras son factores que están presentes en todos, en ti, en mí, en tus hijos, en tus conocidos. Mientras más integrados estén mayor salud mental.

¿Cómo es la comunicación en tu casa? ¿Realmente se comunican? ¿Tocan aspectos importantes de la vida de cada uno? Esto debe irse trabajando desde la infancia y no consiste en hacer un cuestionario de preguntas y respuestas todos los días, sino de explorar, de conectar emocionalmente con tus hijos, de hacerles ver que pueden acudir contigo para sus problemas, que les apoyarás y que en ti tienen un puerto seguro al cual llegar.

Apoyo a todos los actores inmersos en la dinámica de bullying

Uno de los temas predominantes en la serie desde tu primera temporada es el bullying y ante esto hay diferentes actores que deben ser abordados.

Nos centramos mucho en la “victima”, pero no podemos olvidar que para existir esta dinámica tienen que haber un acosador (que suele también ser víctima y en la serie lo muestran muy bien) y también un grupo de personas que se tornan espectadores y que lo permiten y no hacen nada para evitarlo. Todos estos deben ser abordados y recordemos, no solo desde casa, sino desde la escuela y la comunidad

 

Formas de expresar la agresividad

Existen diversas formas, unas definitivamente más adaptativas que otras, pero vemos como acá muestran una dirigida hacia sí mismo (suicidio) y hacia los demás (disparar en la escuela en el último capítulo).  En fin, a mi modo de verlo desde que inicié con psicochamos es que con las herramientas posibles, todos podemos hacer mucho para evitar por y para nuestros niños

¿Qué puedo hacer desde casa?

Conecta con lo realmente valioso de la vida. Apunta a habilidades para la vida, brinda amor pero también límites, está presente, pero de verdad presente y no olvides reforzar los valores desde el ejemplo en tu hogar y recuerda, puedes pedir ayuda y puedes acudir a los especialistas que existimos para acompañar, orientar y tratar.

 

Comienzo a responder preguntas que me hicieron

¿La recomiendo?

Sí, pero más que nada para adultos, para padres, para profesionales

¿La recomiendo para adolescentes?

Creo que esta serie impacta y puede tener más  eco en los padres para que tomen medidas y si un adolescente lo ve, creo que debe ser acompañado por sus padres o representantes. Si bien al final de la serie dejan entrever un halo de esperanza ante la fuerza de la unión y del trabajo en equipo, la tensión, la desesperanza, la falta de ley, de protección predomina y no sabemos cómo esto puede ser interpretado por un cerebro aún en desarrollo bajo todos los cambios que la adolescencia supone

¿Me gustó?

Si, definitivamente sí, creo aporta, en los adultos para que se generen conversaciones importantes, para que en las escuelas este material pueda ser utilizado para la reflexión de los profesionales involucrados, de todos aquellos que somos responsables por el desarrollo integral de niños, niñas y adolescentes. Critico un poco el aura de desesperanza que siento predomina pero, lastimosamente como ya comenté en párrafos anteriores, la vida no es color de rosa, la vida tiene matices, tiene momentos duros y no podemos taparlos con un dedo solo porque nos parezca duro de vivir o ver; no obstante, creo que la serie en su énfasis en mostrarlos puede caer en un exceso.

Como cierre, creo que estos acercamientos nos hacen hablar de temas que están presentes, que con solo mirar hacia otro lado no desaparecen y que debemos ver qué debemos hacer desde cada uno de nuestros hogares. Eso sí, me preocupa el impacto que algunas escenas y la desesperanza pueda generar y por eso creo que debe ser tomada con cuidado para los niños y adolescentes.

Cuéntame, ¿Qué te pareció esta segunda temporada? ¿Qué te parece lo que aquí dejo escrito? ¿Qué más le agregarías?

 

Melissa Rosales  – Psicólogo, especialista en Psicología Clínica – Psicólogo infantil – psicochamos@gmail.com

Comentarios